¿Vivir o no vivir en Bilbao?

Hoy toca hacer parada en Bilbao. En nuestro recorrido por las mejores ciudades de España para vivir no habíamos llegado nunca tan al norte. Pero ya tocaba ¿no? Bilbao es una de las principales ciudades de la parte alta de España. Capital de provincia y la ciudad más poblada del País Vasco, por delante de su capital, Vitoria.



Su área metropolitana alberga más de 900.000 habitantes, rodeada por dos cadenas montañosas de algo menos de 400 metros. Bilbao limita con municipios como Basauri, Baracaldo o Sondica.


Su historia se remonta al siglo XIII, fecha de su fundación, desde entonces ha sido siempre un enclave comercial y uno de los puertos más importantes del país. La Corona de Castilla le concedió privilegios que se convirtieron en el principal desencadenante de la explosión de la actividad portuaria, basada en la exportación de lana de Castilla y hierro de las canteras vizcaínas. A lo largo de los siglos XIX y XX se convirtió en el centro de la segunda región más industrializada del país, después de Barcelona. Todo ello generó el desarrollo demográfico y urbanístico que desembocó en la ciudad que conocemos hoy con el Museo Guggenheim como estandarte.


Con un clima oceánico templado, gracias a su proximidad al mar cantábrico, te puedes encontrar usando el paraguas en cualquier época del año. Llueve una media de 164 días al año, por lo que si estás pensando en vivir en Bilbao, más vale que la lluvia no sea un inconveniente. Si ya vives allí puede que la llames cariñosamente “Sirimiri”.


Bilbao se divide en ocho distritos. Los más poblados, Ibaiondo donde se encuentra el Casco Viejo, Deusto y Abando. Para vivir te recomendamos, cómo no, el Casco Viejo con sus siete callecitas, la dinámica vida comercial y sus restaurantes para beber y ponerse hasta arriba de los famosos pintxos. Deusto por el contrario, es un barrio predominantemente  estudiantil, aunque destaca por su ambiente y se encuentra bien comunicado con el resto de la ciudad.


Bilbao destaca por su estética y belleza. Un agradable paseo por la ciudad te hará descubrir su gran patrimonio arquitectónico, con La Casa Consistorial de Bilbao, El Palacio Euskalduna o La Basílica de Nuestra Señora de Begoña como máximos exponentes.


Yo viviría en Bilbao, ¿y tú?